Continuar
Paul Potts

Boletos para Paul Potts

0 Próximos eventos

Lo sentimos, no se encontró ningún evento.

Acerca de Paul Potts

Hasta hace unos años, Paul Potts era un vendedor de teléfonos celulares en Bristol, Inglaterra. Su bagage incluye el equivalente a una licenciatura con mención honorífica en humanidades. En 1996 fue elegido como el consejero más joven de la historia del Consejo de4 la Ciudad de Bristol por parte del partido Liberal demócrata, puesto que tuvo hasta el 2003. Eso fue por supuesto hasta que decidió participar en el concurso Britain's Got Talent del 2007. El resto, como se dice comúnmente, es historia.

Potts terminó por ganar el concurso, obtener fama mundial y lograr que su video en You Tube sea el cuarto más visto en la historia y arrancar una carrera artística que lo ha llevado a recorrer el mundo en un par de ocasiones con críticas favorables en todos lados. Esta vez incluyó a México como parte de su gira norteamericana, misma que lo llevará por las principales ciudades de Canadá y estados Unidos. Luego volará a Europa, donde pasará casi todos los meses de otoño e invierno.

Hasta ahora ha recibido gran cantidad de premios y reconocimientos. Passione, su más reciente disco debutó en el número uno de las listas de Nueva Zelandia y fue certificado Oro apenas una semana después de ser lanzado. Debutó además en el número diez de las listas canadienses (número uno en la sub categoría Clásico) y número nueve en la lista de los 50 más vendedores de Australia. El disco fue grabado en Europa y se llevó un año entre pre producción, grabación y lanzamiento.

Además, Potts fue nominado a dos categorías de los Echo Awards 2009, mismos en los que ganó el premio a Mejor Artista Masculino Internacional. Para medir en números el impacto que ha tenido en el mundo de la música, baste decir que One Chance, su disco debut, vendió poco más de tres millones y medio de copias en el mundo, alcanzó el lugar número uno en 15 países (entre ellos México) y alcanzó el Top 10 en otros ocho más. En el reino Unido vendió más que el resto de los discos del Top 10 juntos, en una semana.